Brasil quiere renacer de las cenizas en lo automotriz

Desde hace dos años Brasil y México sostienen un acuerdo para limitar sus exportaciones de vehículos ligeros entre sí a través de cuotas.
De más de mil 650 millones de dólares será la cuota de exportaciones de 2017 hasta el primer trimestre de 2018.
A diferencia de Estados Unidos, México puede exportar a Brasil y diversos países de la Unión Europea sin que le cobren impuestos, mientras que los exportadores estadounidenses tienen que pagar aranceles que oscilan entre 10% y 35% para cruzar esas fronteras.

La crisis de Brasil va de salida

Después de que en el 2014 el país sudamericano entro en crisis, parece que ya está saliendo de ella y comienza a enfocarse para volver a ser un mercado grande en la producción de autos y manufactura de autopartes.
Estas no son buenas noticias para nuestro país, pues se espera que ahora sí tenga una competencia real por parte de los países sudamericanos que buscan crear un frente para atraer nuevas inversiones al cono sur.


Conoce otras noticias con Angel Mieres

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *